Infraestructura eléctrica

La Secretaría de Energía avanza con mejoras en el sistema eléctrico de Colán Conhué y Naupa Huén

A comienzos de esta semana se iniciaron los trabajos finales en la red eléctrica de los parajes Colán Conhué y Naupa Huén. Las tareas son coordinadas por el área de Generación Aislada de la Secretaría de Energía Eléctrica provincial.

“Son obras que realizamos a través de Transcomahue en el marco de un plan de mejora de la seguridad en las instalaciones de aquellos lugares que nos son alcanzados por las distribuidoras eléctricas y el servicio es administrado desde el Estado”, explicó la secretaria de Energía Eléctrica, Andrea Confini.

A principios de diciembre se concluyó la red de distribución en Naupa Huén, una de las obras de mayor envergadura, en la cual en una primera etapa se fortaleció el sistema de generación con la compra de un nuevo generador, más un segundo como reserva.

“El domingo comenzamos a instalar el nuevo sistema de alumbrado público que consiste en la colocación de 90 artefactos tipo Led con sus correspondientes tableros de comando automáticos. Son $870.000 más que estamos aportando para hacer más eficiente el uso de la energía y minimizar la exigencia de los grupos generadores”, refirió Confini.

Cada hogar contará a partir de ahora con un pilar que tendrá un disyuntor y una llave térmica con el objeto de mantener las condiciones de seguridad dentro de las viviendas.

La inversión en obras y compra de equipamiento tanto en generación, distribución y pilares es de $5.461.287.

En paralelo, se está realizando la renovación completa del sistema eléctrico de Colán Conhué, lo que demandará una inversión del Estado provincial de $1.781.088. Estos trabajos se espera que estén terminados en menos de un mes.

El área de Generación Aislada fue creada a fines del año pasado por el Gobierno provincial dentro de la estructura orgánica de la empresa estatal Transcomahue, con especialistas abocados al mantenimiento y operación de los generadores existentes, a las redes de distribución en baja tensión, a los sistemas de generación híbrida (eólica y solar) y a los 1700 equipos del PERMER que próximamente llegarán a Río Negro.